Esmaltes de larga duración: ¿qué cuidados debemos tener?

Qué son los esmaltes de larga duración

Los esmaltes de larga duración son una opción popular para aquellas personas que desean mantener sus uñas con un aspecto impecable durante más tiempo. Este tipo de esmaltes prometen una duración de hasta dos semanas sin necesidad de retoques, lo que los convierte en una opción tentadora para aquellas personas con un estilo de vida activo y poco tiempo para estar retocando constantemente su manicura.

Cuidados antes de aplicar esmaltes de larga duración

Antes de aplicar un esmalte de larga duración, es importante preparar adecuadamente las uñas para asegurar que el esmalte se adhiera de manera óptima y dure el mayor tiempo posible.

Lima tus uñas

Antes de aplicar el esmalte, es fundamental limar las uñas para darles la forma deseada y eliminar cualquier aspereza en la superficie. Es importante limarlas suavemente y en una sola dirección para evitar debilitarlas o romperlas.

Retira la cutícula

Eliminar la cutícula es otro paso importante para preparar las uñas antes de aplicar un esmalte de larga duración. Utiliza un producto suavizante de cutículas y un palito de naranjo para retirarla con cuidado, evitando lastimar la piel que protege las uñas.

Lava y seca tus uñas

Antes de aplicar el esmalte, asegúrate de que tus uñas estén limpias y secas. Lávalas con agua y jabón para eliminar cualquier residuo de cremas o aceites que puedan interferir con la adherencia del esmalte.

Aplicación del esmalte de larga duración

Una vez que tus uñas estén debidamente preparadas, es momento de aplicar el esmalte de larga duración. Sigue estos pasos para asegurarte de obtener los mejores resultados:

Base protectora

Antes de aplicar el esmalte, es importante utilizar una base protectora para proteger las uñas. Esta capa previene que el esmalte manche o debilite las uñas, y ayuda a que la manicura dure más tiempo.

Aplica el esmalte

Una vez que la base protectora esté seca, procede a aplicar el esmalte de larga duración en capas finas y uniformes. Es importante esperar unos minutos entre capa y capa para permitir que el esmalte se seque adecuadamente.

Top coat

Para finalizar, aplica una capa de top coat para sellar el esmalte y proporcionarle un brillo duradero. Esta capa adicional ayudará a proteger el esmalte y a prolongar su duración.

Cuidados posteriores a la aplicación

Una vez que hayas aplicado el esmalte de larga duración, es importante seguir algunos cuidados para asegurarte de que la manicura dure el mayor tiempo posible.

Evita el contacto con agua caliente

El agua caliente puede debilitar el esmalte y hacer que se desprenda más rápidamente. Evita sumergir las manos en agua caliente durante periodos prolongados y utiliza guantes al lavar los trastes o realizar tareas de limpieza.

Utiliza guantes al realizar tareas domésticas

Tareas como limpiar, lavar trastes o utilizar productos químicos pueden dañar el esmalte de larga duración. Utiliza guantes de goma para proteger tus uñas y asegurarte de que la manicura se mantenga intacta.

Hidrata tus cutículas

Aunque es importante mantener tus manos secas para preservar la duración del esmalte, también es fundamental mantener tus cutículas hidratadas. Aplica aceite para cutículas regularmente para prevenir que se resequen y se desprendan.

Retirada del esmalte de larga duración

Cuando finalmente decidas retirar el esmalte de larga duración, es importante hacerlo de manera cuidadosa para evitar dañar tus uñas en el proceso.

No arranques el esmalte

Es tentador arrancar el esmalte de larga duración cuando comienza a desgastarse, pero esto puede dañar gravemente la capa superior de tus uñas. Utiliza un removedor de esmalte y algodón para retirar el esmalte de manera suave.

Hidrata tus uñas

Después de retirar el esmalte, es importante hidratar tus uñas para restaurar la hidratación que pudieron haber perdido durante el proceso. Utiliza aceites o cremas para nutrir tus uñas y cutículas.

Conclusiones

Los esmaltes de larga duración pueden ser una excelente opción para lucir unas uñas impecables durante más tiempo, pero es importante seguir ciertos cuidados para asegurarnos de obtener los mejores resultados. Con la adecuada preparación, aplicación y cuidados posteriores, podrás disfrutar de una manicura impecable durante más tiempo. Recuerda que la salud de tus uñas es primordial, así que no descuides su cuidado aun cuando estés utilizando esmaltes de larga duración.

Otros artículos que te pueden interesar

Deja un comentario