Expertos de la UNAM lanzan recomendaciones para evitar un golpe de calor

Expertos de la UNAM lanzan recomendaciones para evitar un golpe de calor

Expertos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) han lanzado una serie de recomendaciones para evitar un golpe de calor, un problema cada vez más común en épocas de altas temperaturas. Con la llegada del verano y las olas de calor, es fundamental tomar medidas preventivas para mantener nuestra salud en óptimas condiciones.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el golpe de calor se produce cuando el cuerpo no puede regular su temperatura interna en entornos de altas temperaturas, lo que puede provocar daños graves e incluso poner en riesgo la vida de las personas. Es por ello que contar con información precisa y recomendaciones de expertos es fundamental para evitar complicaciones.

Síntomas del golpe de calor

Antes de profundizar en las recomendaciones para prevenir un golpe de calor, es importante conocer cuáles son los síntomas que pueden indicar que una persona está sufriendo esta condición. Algunos de los signos más comunes son:

– Calambres musculares
– Fatiga extrema
– Mareos y desmayos
– Náuseas y vómitos
– Pulso rápido y débil
– Confusión o cambios en el estado mental

Si una persona presenta alguno de estos síntomas, es fundamental actuar de inmediato para evitar complicaciones graves. Ante la sospecha de un golpe de calor, se debe buscar ayuda médica de manera urgente.

Recomendaciones para prevenir un golpe de calor

Para evitar un golpe de calor, es importante seguir una serie de recomendaciones que nos ayudarán a mantenernos frescos y bien hidratados en épocas de altas temperaturas. Algunas de las sugerencias de los expertos de la UNAM son las siguientes:

1. Hidratarse adecuadamente: Es fundamental beber suficiente agua a lo largo del día, especialmente cuando se realizan actividades al aire libre o se está expuesto al sol. Se recomienda evitar el consumo de bebidas alcohólicas o con cafeína, ya que pueden aumentar la deshidratación.

2. Evitar la exposición al sol en las horas de mayor intensidad: Entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde, es recomendable buscar lugares frescos y sombreados para protegerse del calor excesivo.

3. Usar ropa fresca y ligera: Optar por prendas de colores claros y telas transpirables ayuda a mantener el cuerpo fresco y a proteger la piel de la radiación solar.

4. Aplicar protector solar: Es importante utilizar protector solar con un factor de protección adecuado para evitar quemaduras solares y proteger la piel de los rayos UV.

5. Descansar y mantenerse en espacios frescos: En días de altas temperaturas, es fundamental descansar y buscar lugares frescos para evitar el agotamiento por calor.

Consejos adicionales para prevenir un golpe de calor

Además de las recomendaciones anteriores, existen otras medidas que pueden ayudar a prevenir un golpe de calor y mantener la salud en épocas de altas temperaturas. Algunos consejos adicionales son:

1. Utilizar sombrillas o gorras para protegerse del sol directo y mantener la cabeza fresca.
2. Consumir alimentos frescos y ligeros, como frutas y verduras, que ayuden a mantenerse hidratado y nutrido.
3. Evitar realizar actividades físicas intensas en horas de mucho calor, optando por alternativas como la natación o el yoga.
4. Prestar atención a grupos de riesgo, como niños, personas mayores y enfermos crónicos, que son más vulnerables a los efectos del calor.

Conclusiones

En conclusión, prevenir un golpe de calor es fundamental para mantener nuestra salud en óptimas condiciones en épocas de altas temperaturas. Siguiendo las recomendaciones de los expertos de la UNAM y tomando las medidas preventivas necesarias, podemos protegernos de esta condición potencialmente grave y disfrutar del verano de forma segura. Recuerda siempre escuchar a tu cuerpo y actuar de manera inmediata ante cualquier signo de alerta. ¡Cuida de ti y de los tuyos en estos días de calor!

Deja un comentario